Turislucca

Betancourt en Pisa


En unos de los lugares mas emblematicos y representativos de Italia ,hoy a las 10.30 de la manana llegaba a visitar la ultima de las etapas italianas Ingrid Betancour.
El ajetreo y nerviosissmo que se respiraba en el museo de la catedral pisana estaba a flor de piel.
Betancour llego acompanada por su madre y su hijo, despues de haber visitado Francia, Roma con la visita oficial del Papa y Florencia.
“La plaza de los milagros” resplandecia como en sus mejores tiempos, y todos los publicos administradores pisanos corrian de un lado al otro para dejar el mejor recuerdo estampado en una foto.
Durante una ceremonia llena de sentimientos y conmocion le fue otorgada una medalla que representa el premio “mujeres por la soliedariedad” que goza del patrocinio del presidente de la Republica y el de las Naciones Unidas en Italia.
“El premio representa una ocasion para afirmar los valores de la paz, de la tolerancia y del empeno humanitario y civil. Betancour representa un ejemplo de coraje, de lucha contra la violencia y la corrupcion y la afirmacion de la democracia de la libertad .Esta ceremonia tiene el objetivo de mantener viva la memoria, para recordar historias de hombres y mujeres que se parecen y de los cuales se puede sacar un ejemplo que nos hace esperar en un presente y un futuro mejor” Asi afirmaba el alcalde de Pisa frente a la tan ilustre visita.
El senor alcalde de Pisa finalmente, en nombre de todos los pisanos se empeno a” sostener” la propuesta de otorgar el “Premio Nobel por la Paz” a Ingrid Betancourt.
Betancourt agradecio, con sus ojos llenos de emocion los momentos de gran solidariedad que habia pasado en Europa y dijo se llevaria estos recuerdos como si fueran ” tantos ramos de flores en su corazon”.
Comenzo la visita de la famosa “plaza de los milagros” junto al Arzobispo, Monsenor Betordo?. Acompanado con el soporte historico y cultural de la senora Patricia Diaz Molina, siempre presente durante las innumerables traduciones simultaneas ,durante el homenaje hecho a Betancourt , durante la premiacion de la medalla y durante la visita de caracter cultural de la famosa plaza pisana.
Monsenor Betordo dio una explicacion en clave religiosa ,simbolica y teologica mientras la senora Diaz luchaba entre los innumerables invitados de la municipalidad de Pisa para poder llegar hasta la senora Betancour y poder ayudar en la interpretacion y traduccion de los tantos datos historicos dados por Monsenor. La lucha era desigual las incalculables fotos recuerdos de los diferentes asesores de la municipalidad hacian dificil desplazarce por la maravillosa plaza. la madre y el hijo de la senora Betancourt habian quedado absolutamente postergados por la masa de adminastradores publicos y representantes de las mas importantes instituciones pisanas.
Pocas veces lograron acercarse a su adorada madre e hija para pedir una simple foto recuerdo de la torre, a lo cual inmediatamente las mas altas autoridades pisanas decidian el lugar en donde el alcalde, el vice(completamente sudado por el calor insitente de estos dias), el arzobispo, el representante de la municipalidad….e innumerables otros personajes debian posicionarse.
La foto, la famosa foto recuerdo de la “torre inclinada” quedo como unas de las metas mas dificiles de alcanzar.
Terminada la visita de la plaza se realizo un pequeno cocktel en el patio del museo de la catedral y comenzaron las tantisimas “fotos recuerdos personales” de los tantos asistentes. La senora Patricia Diaz, la cual habia estado presente en cada uno de sus pasos por la plaza pisana decidio tambien sacarse una foto personal con la senora Betancourt y manifestar su orgullo de haberla conocido y de haber podido ayudarla de alguna manera a conocer este bellisimo ejemplo de cultura, en este momento tan importante y significativo de su vida.
Los agradecimientos corrian en todas las direcciones, no faltaban los curiosos que detenian ese momento en una esplendida foto, Mosenor radiante saludo a todos los presentes y Betancour dejo la plaza para dirigirse al aeropuerto y dejar definitivamente Italia.
Los ultimos curiosos rodeaban la zona donde se habia encontrado Betancourt, los periodistas trataban de sacar un poco de informacion a la senora Diaz y a un extrano personaje que habia estado siempre presente durante la premiacion y la visita de Pisa , siempre escogiendo los mejores lugares para escuchar conversaciones, para sacar fotos, para “aparecer” se trataba del senor Gabriele Calabrese (presidente de las guias turisticas de Lucca)que a fuerza de empujones logro obtener mayor informacion de los periodistas que se encontraban en el lugar.
Volvio la routine en la plaza de los milagros y los turistas que mientras estaba Betancourt se habian vuelto locos de emocion, saludando y aplaudiendo constantementre a su paso, volvieron a su actividad cuotidiana sacando los mejores angulos de “la famosa y nunca bien ponderada torre de Pisa”.

Lascia un commento

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *